De la sagrada virtud de compartir

Publicado por HEATHENPRIDE , viernes, 24 de junio de 2011 10:45


Has de saber hermano viajero, que mi casa es tu casa, mi cama es tu cama, y mi mesa es tu mesa, compartamos pues el fuego y el cuerno, y tambien una animada conversacion, que nos sacuda el frio de la noche, pues has de saber, que, en una noche hostil como esta, llena de nieve y frio, dos caminantes, vagaron sin rumbo fijo por estas tierras, agotados de una larga jornada, encontraron la luz guia de una pequeña choza, muy humilde, pero ante la prespectiva de una noche a la intemperie, se acercaron a la cabaña, y llamaron a la puerta.


Abrio sonriente una anciana, ajada por los años, y con los huesos curvados por su edad, que dio la bienvenida a los viajeros. No disponia en tan humilde morada, de grandes comodidades, con todo, los dos viajeros, agradecieron el calor de la hospitalidad, y el gesto de la anciana, que, se dispuso a sacrificar su unico cordero, para agasajar a sus invitados con una buena cena. Los dos hombres, agradecieron una vez mas, tan generoso gesto, y los tres en buena compañia, compartieron mesa y alimentos,hasta que, ya acabada la cena, ambos caminantes, mostraron a la sorprendida anciana sus verdaderas identidades.

Le pidieron que separase en dos montones los huesos del cordero que acababan de devorar, en un lado los mas grandes, en el otro, los pequeños, y ya presentados como Odin y su hermano de sangre, el joven Loki, se les ocurrio premiar el corazon generoso de la anciana, asi, cada pequeño hueso, se transformo en gallo o gallina, y cada hueso mayor, en un cordero o cabra.

La anciana no cabia en si de su asombro, pero acepto el regalo, que los dos dioses le recompensaron por su generosa hospitalidad. Despues, ambos caminantes, se despidieron al alba, y desaparecieron en el camino nevado.

Pero la anciana, no sabia que hacer con tanto ganado, asi que, se quedo una parte menor, con el resto, acudio a la feria de los festejos del Jul, quiso la fatalidad, que una pareja de gentes ruines, escuchasen el relato de la prodigiosa fortuna de la anciana, de como la habia conseguido, y llenos de envidia , regresaron a su hogar, codiciando del bien de la anciana.

Pero el tiempo por las estaciones invernales es caprichoso, asi, que no tardaron en volver a aparecer las nieves, y los frios, y con ellos, los dos misteriosos caminantes ...esta vez, de camino a una granja visiblemente, mas prospera , donde llamaron a la puerta.

Abrio una mujer oronda, al lado de su no menos orondo esposo, que, no tardaron en recordar codiciosos la descripcion de los viajeros, que la anciana habia hecho, asi, que, mas por interes que, por deseo propio de dar hospitalidad al viajero, les acogieron en la granga y les invitaron a la mesa.

Pero la mezquindad de la esposa, no tenia limites, y dijo al oido a su esposo "demosle de comer a estos cualquier cosa, no sea que nos equivoquemos, y paguemos con un buen cordero un favor a unos vagabundos que nada puedan ofrecer al cambio". Asi que, mataron a u chucho viejo, ya corvo y flaco, y con el, hicieron el guiso y lo presentaron, como el mejor de sus corderos, a los dos invitados...

Pero aun no habia incado el diente el primero, cuando se incendio de colera el unico ojo del de al lado.

"Deten tu apetito hermano...que el guiso de cordero ha ladrado!"

Monto en colera el astuto Loki, y crecio cual gigante, muy encolerizado, y gritando con ira, maldijo a la pareja:

"Perros sois, pues carne de perro me habeis dado!"

Y respondio tronante la voz de Odin:

"Y como perros del hueso roereis, de la carroña del animal como animales matado"

Y mientras los avaros se transformaban en bestias, agachados en el suelo, ambas voces tronaron...

"Y no comereis mas que huesos...ya que por ellos, habeis ladrado".

Dicen que desde entonces, se extiende la maldicion, que nacio de dos avaros, y asi se cuenta aun, a los viajeros, a los niños que no comparten, y yo os la cuento a vosotros, que compartis alegrias y penas en el foro, y sin duda, compartiriais mesa, como mis hermanos.

Contemplemos pues la virtud de la hospitalidad, y de lo que tenemos, compartamos, pues el mismo Odin que prove nuestra fortuna, vigila y recuerda nuestros actos...

3 Response to "De la sagrada virtud de compartir"

Vesta Karna Says:

Que hermosa historia para reflejar una virtud sin duda maravillosa y que aporta grandes satisfacciones.

Hermandad odinista del folkvangar Says:

Excelente escrito me agrado basatante.

http://hermandadodinistadelfolkvangar.blogspot.com/

Yuuko Yuki Onna Ichihara Pagana Says:

Que hermosa historia , hail Loki , hail Odín , te amooooo hermanito lindooooooo .
Besotes
Wassai .